miércoles, 5 de marzo de 2008

Cita en la Casa Blanca

El Senador John McCain y su mujer Cindy han sido recibidos por el matrimonio Bush en el pórtico norte de la Casa Blanca. Al ver que tardaban en llegar, el Presidente se ha puesto a bailar ante las cámaras para pasar el tiempo de espera. Ambos matrimonios, que se patearon el país en una competición salvaje entre los dos hombres en las primarias republicanas hace ocho años, han almorzado juntos en el Ala Oeste para después dirigirse a los medios en los jardines. El Presidente Bush ha avalado con sentido del humor la candidatura del hombre al que derrotó hace ocho años, y que ahora aspira a sucederle.

"John demostró increíble coraje, fortaleza de carácter y perseverancia para alcanzar este momento, y eso es exáctamente lo que necesitamos en un Presidente. Alguien que pueda tratar las decisiones más difíciles, alguien que no se acobardará ante la cara del peligro", ha dicho el Presidente. Los periodistas le han preguntado si hará campaña activa por él. "Puedo ayudarle a recaudar dinero, y si quiere mi bonita cara a su lado en uno de esos actos de campaña, estaré encantado de aparecer." Ver el video (Real Player).

De la Casa Blanca, McCain tenía previsto visitar las oficinas centrales del Partido Republicano, situadas en el 310 de First Street. Después volverá a subirse al avión para tomar rumbo a una recaudación de fondos en West Palm Beach, Florida.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Antxon,

¿esta foto y este apoyo puede afectar negativamente de cara a las presidenciales en Noviembre?¿Ves a los Demócratas explotando los fallos del gobierno de Bush en la figura de McCain por ser de alguna manera su sucesor?

Saludos.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Creo que la independencia de John McCain está más que probada. El impacto negativo de este gesto es mínimo. Creo que tiene más beneficios que perjuicios.

No hay que olvidar que George W. Bush es el Presidente más votado de toda la historia. Más de 60 milloens de estadounidenses depositaron su nombre en las urnas en 2004. Y muchos de ellos peuden estar decepcionados con sus egundo mandato, sí, pero no odian al personaje. Y esto es algo que hay que entender.

Muchas veces se hace una interpretación equivocada de la pérdida de popularidad de los Presidentes. Hay muchos votatets de Bush que están decepcionados porque su segundo mandato ha resultado ser muy anodino, o porque ha fracasado en la reforma de las pensiones, o porque consideran que no ha gestioando adecuadamente la situaicón de Iraq después de la victoria militar, etc. Pero eso no implica que cambien en su forma de pensar, la forma de pensar que les llevó a apostar por él en 2004, después de que ya hiciera muchas cosas polémicas en su primer mandato, ni que aborrezcan al personaje.

Eso hay que tenerlo claro. Es el Presidente.

Y como digo, la independencia de McCain está más que probada. Es de los pcoos candidatos a los que ese tipod e cosas no le peuden afectar mucho. Además que Bush tampoco da el eprfild el Presidente que parece preocupado por controlar a su sucesor ni nada de eso. Creo que lo utilizará en momentos concretos como el de hoy, que le sirve para aparecer ante las cámaras dando una imagen presidencial y tal. Y poco más.

Cormac Milius dijo...

No le afecta nada porque en efecto Bush no va a tutelar a McCain. Y esta imagen tenía que darse porque los republicanos van a dar una imagen de unidad para la que ya disponen de todo el tiempo.