miércoles, 27 de febrero de 2008

Running-mate para McCain

Tras descartar la mayoría de nombres de la primera lista, esta sería, a día de hoy, mi selección de vicepresidenciables republicanos. El Senador John McCain cuenta básicamente con tres puntos débiles: la desconfianza del activismo conservador, su falta de experiencia contrastada en materia económica, y su edad. Basándome en ello he elaborado mi lista de los cinco mejor situados, en orden de preferencia, para completar el ticket republicano.

Puede que termine escogiendo a alguien que no aparezca en mi lista. No os puedo asegurar que las conclusiones del entorno del candidato coincidan con las mías. Pero esta es mi lista después de descartar a unos por edad, Fred Thompson, Kay Bailey Hutchison o Bill Bennett, a otros por no aportar nada nuevo al candidato, caso de los Generales retirados, u otra serie de consideraciones siempre sujetas a esos tres factores que han guiado mi selección.

Mark Sanford (48 años) - Gobernador de Carolina del Sur


Joven pero experimentado, sureño pero con toques libertarios, conservador pero más rebelde que McCain. Antes de ser Gobernador de Carolina del Sur, sirvió durante seis años en la Cámara de Representantes de EEUU, donde fue conocido como el "legislador de los ciudadanos", y destacó por votar en numerosas ocasiones de forma diferente a la mayoría de sus compañeros de cámara. Votó contra cualquier proyecto de gasto público que tuviera una motivación política, incluso cuando esas asignaciones beneficiaban a su distrito electoral. Y cumplió de forma escrupulosa con su promesa de no permanecer más de tres legislaturas de dos años en el Congreso.

Como Gobernador de Carolina del Sur -elegido en 2002 y reelegido en 2006- destacó por su resistencia frente a la legislatura estatal, controlada por su propio partido. Llegó a meter a dos cerdos vivos en el Capitolio estatal para expresar su rechazo a los pork-projects -proyectos de gasto público cuya principal finalidad es beneficiar a quienes han contribuído a las campañas electorales de los legisladores. Llegó a vetar en varias ocasiones el proyecto de presupuesto de la Asamblea Estatal.

Firme partidario del gobierno limitado, defiende eliminar el impuesto estatal sobre la renta y, a nivel nacional, reformar las prestaciones sociales, es partidario de expandir la opción escolar, y aboga porque los gobiernos locales aprueben sus propias ordenanzas de inmigración. Es el Gobernador favorito de los conservadores fiscales, y su pertenencia a la cultura conservadora del Sur lo hace también del agrado de los conservadores sociales.

Graduado en Administración de Empresas, carismático, buena imagen, y buen campaigner, ofrece a McCain todo lo que necesita para fortalecer sus debilidades. Ticket Senador-Gobernador; Veteranía-Juventud; Política Exterior-Agenda Doméstica; Terrorismo-Economía; Oeste-Sur; Moderación-Fidelidad a los Principios Conservadores...

John Thune (47 años) - Senador por Dakota del Sur


Senador por Dakota del Sur desde 2005, estamos ante uno de los miembros más carismáticos de la minoría republicana en el Senado. Junto con Barack Obama, fue la gran estrella de las elecciones al Senado en 2004. Derrotó al entocnes líder de los demócratas, Tom Dashle, lo que lo convirtió en una referencia a tener en cuenta entre los republicanos de todo el país.

Ofrecería a McCain imagen, juventud y vitalidad por una parte, y fuertes principios conservadores por la otra. Cristiano evangélico para los conservadores sociales, una de sus grandes causas en la última legislatura ha sido la lucha contra la inmigración ilegal. Tuvo un importante protagonismo en el fracaso del proyecto de reforma migratoria en el Senado. Fue una de las voces más escuchadas durante los debates.

Fue integrante del reducido grupo de jóvenes conservadores del GOP que, con la inestimable ayuda de las bases y una terrible campaña de presión a través de internet, humillaron a la vieja guardia del liderazgo de la cámara alta, tanto republicanos como demócratas, que contaba con el apoyo de la Casa Blanca y la Fox News. El proyecto de reforma migratoria obtuvo 14 votos menos de los 60 necesarios para poder avanzar hacia una votación final. Chocó con McCain en ese tema, pero a pesar de ello manifestó su apoyo a la campaña presidencial de este por considerarlo un héroe.

Es uno de los pocos Senadores que resultaría aceptable emparejar con John McCain. Los largos años del candidato en el Senado, hacen desaconsejable que seleccione a un Senador, pero Thune aporta lo que el candidato necesita para enfrentar la vitalidad de Obama -si es el rival- y contentar a los conservadores. Sus tres años de servicio en el Senado no lo convierten en un insider.

3ª Sarah Palin (44 años) - Gobernadora de Alaska


Gobernadora de Alaska desde 2006, la señora Palin sea probablemente el Gobernador más popular de la Unión. A la derecha en todos los asuntos: oposición al aborto, defensa de la segunda enmienda, visión de libre mercado. Miembro destacado de la Asociación Nacional del Rifle (NRA). Su imagen y estética liberal contrasta con el estereotipo de político conservador, lo que lleva a la fascinación, y le garantiza portadas y reportajes en los más diversos medios.

Su corta experiencia deja de ser un problema insalvable con John McCain como candidato a Presidente. Puede ser una virtud para descargar al candidato de sus dos décadas de experiencia en Washington DC. Como antigua Comisionada de Gas y Petróleo del Estado de Alaska, Palin aporta también experiencia en políticas energéticas. Y la concienciación por la naturaleza propia de Alaska.

Joven, enérgica, articulada, combativa y fotogénica, a la vez que madre de cuatro hijos, podría convertirse en la otra sensación de esta campaña y enfrentar el poder mediático de Obama. Su inclusión, podría además forzar a Obama -en caso de ser este el candidato demócrata- a optar también por una mujer, dejando sin cubrir sus debilidades en Seguridad Nacional y Defensa, y un ticket demócrata sin un varón blanco.

No es un nombre conocido a nivel nacional, y los activistas conservadores pueden exigir un nombre rodado en enfrentar las ideas liberales a nivel nacional. Algunos pueden acusarla de no estar aún preparada para tener que asumir la Presidencia en caso de que algo le ocurriera al Presidente. Aunque es cierto que eso nunca ha decantado el voto de los electores. Está más que capacitada para defender su candidatura. Otro argumento en su contra sería que Alaska no aporta nada al mapa electoral, pero su condición de mujer aporta un fácil acceso a un colectivo que compone la mitad del electorado.

4º Mitt Romney (60 años) - ex Gobernador de Massachusetts


Romney ha representado en este año electoral el caso contrario al de Fred Thompson. El ex Senador hubiera sido un excelente candidato a la Vicepresidencia si no hubiera cometido el error de entrar en la carrera presidencial y echar por los suelos su fama de político carismático y buen campaigner. Por contra, al Gobernador Romney le ha servido su campaña presidencial para hacerse un nombre en la escena nacional, y dejar constancia de su voluntad incansable para madrugar y recorrerse todo el país.

Como Gobernador tuvo que trabajar con una Asamblea Estatal controlada por los demócratas -algo que seguramente tendrá que hacer el "Presidente McCain"- y logró acabar con el déficit presupuestario y labrar un sostenido periodo de expansión económica en Massachusetts sin aumentar los impuestos, conteniendo el gasto y reorganizando el gobierno estatal. A eso se le une, cómo no, su amplia experiencia en el sector privado.

Parece el acompañante ideal para dar carga económica al discurso de John McCain. Ofrece además su influencia en el estado de Michigan, electroalmente variable y rico en delegados. Es eficiente, fotogénico y cuenta con una familia ejemplar. Tiene todo lo que hay que tener. Las alarmas se disparan cuando observamos que en las primarias nada de eso fue suficiente para que se impusiera a un grupo de candidatos peor financiados que él.

Esto nos lleva una vez más al complicado asunto del mormonismo, y al flip-flopping en temas conservadores claves como el aborto o la inmigración. Su inclusión también supondría profundizar en los tópicos generalizados: el GOP es un partido de viejos -McCain- y millonarios -Romney.

5º Tim Pawlenty (47 años) - Gobernador de Minnesota


Exitoso Gobernador del único estado que no ha votado nunca por un candidato presidencial republicano en las últimas nueve elecciones -Minnesota. Un buen acompañante para ser competitivos en los estados menos republicanos del Medio Oeste -Minnesota, Iowa y Wisconsin. Miembro de una familia obrera, su historia puede llegar a los blue-collar workers de grandes estados como Ohio, Pennsylvania y Michigan.

Como Gobernador de Minnesota ha destacado por sus políticas de austeridad y control del gasto de los fondos del estado, que en su primer mandato condujeron al equilibrio presupuestario después de haber heredado un déficit de 4,000 millones de dólares de la administración anterior. Comparte con McCain su conciencia ecológica. Aceptable también para los conservadores sociales por no haber renunciado a su oposición al aborto a pesar de tener que competir en un estado liberal.

Juega en su contra el no ser conocido a nivel nacional, y el haber funcionado siempre sin el padrinazgo de ninguna organización poderosa que haya promovido su nombre en círculos conservadores. Con su imagen de buen chico, es una incógnita si está o no preparado para una exigente batalla en la televisión nacional en defensa de los principios conservadores.

-----------------------
A continuación coloco, en orden alfabético, otras opciones que he descartado pero también podrían ser incluídas.

Charlie Crist - Gobernador de Florida desde 2007, toda su experiencia anterior se limita a Florida. Su nombre no estaría bajo consideración si no fuese por el importante favor que hizo al Senador McCain el mes pasado. Cuando algunas encuestas señalaban que el discurso económico de Mitt Romney estaba calando entre los votantes de la soleada Florida, el Gobernador Crist se apresuró a dar su apoyo público al viejo Senador y asegurar así su ajustada victoria en la primaria del 29 de enero. Fu un movimiento decisivo en las aspiraciones de McCain.

A eso se une la importancia de Florida en noviembre. Llevar al Gobernador de uno de los cinco grandes estados de la Unión siempre es una ventaja. Pero no podemos huir de la realidad: la gran estrella del partido en Florida es Jeb Bush. El peso de Crist es muy limitado dentro del entremado cosnervador. No es el favorito de ninguna organizaicón puntera del movimiento, ni la NRA, ni el Club for Growth, ni los grupos por-vida tienen vículos demasiado estrechos con el todavía novato Gobernador.

Pero la principal amenaza a su postulación se observa en su vida privada. Su condición de soltero llevó hace dos años a especulaicones sobre su orientación sexual durante la campaña a Gobernador. Simples rumores no demostrados, pero sería arriesgado exponerse a que fueran demostrados en los próximos meses.

Mike Huckabee - Si McCain quiere satisfacer a los conservadores sociales por encima de todo, Huckabee es la opción lógica. Su campaña presidencial lo ha convertido en un personaje popular entre los activistas de toda la Nación, y también le ha permitido demostrar que no carece de espíritu competitivo. Relativamente joven, carismático, incansable y convencido de sus ideas, sabe debatir en la televisión nacional, y es un valor seguro para no tener que gastar tiempo ni dinero en el Sur Profundo.

En el lado correcto en aborto, armas, y matrimonio homosexual; no tanto en impuestos y gasto público. Tenemos la certeza de que los acorazados del conservadurismo fiscal, como el Club for Growth, desafiarían su selección de la peor manera. También se le asocia a organismos vinculados a los demócratas del big-government como la National Education Association. Graduado en teología, carece de cualidades que aporten confianza al ticket en la resolución de los conflictos económicos.

Bobby Jindal - Probablemente el más atractivo del grupo. Impecable historial académico, hombre de ciencias y letras. Ha trabajado como experto en el Departamento de Sanidad, ha presidido una universidad. Ha sido miembro del Congreso de los EEUU, y recién elegido Gobernador de Louisiana. Todo ello lo ha hecho antes de cumplir los 36 años, y sin emitir ni una sóla queja por la desventaja de pertenecer a una minoría tan poco considerada como la indú.

Conservador cultural y fiscal, otorgaría al ticket juventud, brillantez, y un novedoso componente racial. Pero dedicarse los próximos meses a una campaña nacional, supondría romper su promesa de dedicarse en cuerpo y alma a reflotar el estado de Louisiana. No sería aceptable ver al Gobernador de un estado tan necesitado, pasando más días fuera que dentro de ese estado que le otorgó su confianza hace apenas cinco meses. Podría volverse en su contra.

Rob Portman - Edad, Ohio y economía. Son los tres factores que traen a Portman a esta exclusiva lista. Portman es un hombre joven, con dominio de la política económica, y de un estado siempre decisivo, Ohio. Ha sido Representante de Comercio Exterior de EEUU, y director de la Oficina Presupuestaria de la Casa Blanca, un puesto que ha puesto a prueba su talento para relacionarse con los líderes del Congreso. Tuvo que lidiar con el déficit presupuestario surgido de la fuerte expansión de los gastos públicos en el primer mandato de Bush.

También tiene experiencia como cargo electo. Estuvo más de una década representando a su distrito de Ohio en la Cámara de Representantes. Se le supone talento para el debate; actuó como contraparte del Presidente Bush en los ensayos para los debates electorales de 2004. Su perfil de potencial Vicepresidente contrasta con su discutible experiencia como campaigner. No es un nombre conocido fuera de los círculos de Washington DC y Ohio, y, a pesar de ser un conservador, no es el tipo de persona que haría vibrar o apasionarse a los conservadores.

Condoleezza Rice - Sólida experiencia en Política Exterior, Seguridad Nacional y Defensa. Eso no sería suficiente para ser running-mate de un candidato que no necesita a nadie para cubrir esas áreas. La oferta de Rice es otra. Es un nombre conocido a nivel ancional, que goza de altos índices de popularidad y no se ve afectada por la pérdida de apoyos de la política exterior de la Administración Bush. Proyección mediática. Su estética rompe con la monotonía, y su pertenencia a una minoría abre nuevos campos a los republicanos. Atractiva entre los independientes.

Juega en su contra que el compromiso del candidato con los principios conservadores esté en entredicho. Rice sería una magnífica opción para un candidato conservador con las manos libres para elegir a quien quisiera. Pero su falta de historial contrastable en asuntos como el aborto, las armas, o los impuestos, no ofrece garantías a los republicanos que desconfían de McCain. Otro punto débil en Rice es que jamás ha hecho campaña para un cargo electo.

7 comentarios:

octopusmagnificens dijo...

Excelente artículo. Veo que has mencionado a mi favorita, a Rice. Lo que no tengo claro yo es lo de que la desconfianza del activismo conservador sea un punto débil para McCain. ¿No será una ventaja a la hora de captar el voto centrista en las presidenciales?

Cormac Milius dijo...

Menuda lista, hay para elegir. Siendo éste un año tan raro, con candidatos que son senadores pienso que la búsqueda del equilibrio poniendo a un gobernador( o ex ) puede ser un dato a tener en cuenta. O a lo mejor es al revés y un candidato senador no quiera tener la sombra de un gobernador al lado.

Kazahn dijo...

See HERE

Jordi Coll dijo...

Me encantan estos posts. Una pregunta, ¿Sanford eliminó el impuesto de la renta en Carolina del Sur? Si lo hizo, es mi candidato.

Por cierto, Thune tiene muy buena oratoria.

Ruben Monty dijo...

Magnífica lista de vicepresindenciables. Te felicito. Yo optaría por John Thune, un contraste a McCain tanto en edad como en moral, que agradaría al bloque más conservador del partido. Alguna voz he oído sobre sus posibilidades.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

No creo que la legislatura estatal se lo aprobara eliminarlo, pero lo ha reducido. En su programa para las elecciones Sanford llevaba eliminar el impuesto sobre la renta estatal, poniendo como ejemplo a Florida que no impone ese impuesto y gracias a ello ha logrado a traer muchos más pequeños negocios que otros estados.

Cuando estaba en el Congreso, fue el legislador con mejor nota del Citizens Against Government Waste. Y su nombre está incluído en el Hall of Fame de la National Taxpayers’ Union.

Sí, Thune también es una buena opción. No es Dan Quayle, tranquilos xD

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Aquí John Thune hablando de presupuestos.