lunes, 30 de agosto de 2010

Nuevo record del GOP en Gallup

Hace dos semanas el GOP alcanzaba una ventaja histórica de siete puntos en el "Generic Congressional Ballot" de Gallup, acariciando por primera vez en siete décadas el 50%. Hace ocho días la ventaja se contraía pero esta semana vuelve a expandirse. Nuevo record: 51% - 41%.



PostData: recordar que los republicanos necesitan ganar 39 escaños en la Cámara de Representantes para recuperar la mayoría. Es mucho de una tacada. Para hacernos una idea, en 2006 los demócratas arrebataron la mayoría a los republicanos ganando "sólo" 30 escaños.

En la última mitad de siglo, en 12 elecciones de medio mandato, sólo tres veces ha habido una ganancia superior a 35 escaños: en 1994 los republicanos ganaron 52 nuevos asientos, superando todas las expectativas y tomando el control de la Cámara; en 1974 los demócratas sumaron 49 escaños gracias al Watergate y expandieron su mayoría; y en 1966 los republicanos se hicieron con 47 nuevos escaños, en pleno desgaste del Presidente Johnson por la Guerra de Vietnam, y siguieron en minoría.

Actualmente The Cook Political Report proyecta que los republicanos ganarían entre 35 y 45 escaños. Andarían rondando la cifra mágica que necesitan.

5 comentarios:

Jordi Coll dijo...

Mark Halperin va diciendo por ahí que ganarían alrededor de 60. Claro que Cook es más fiable que él, pero con una ventaja sin precedentes en el generic ballot y con demócratas como Patty Murray y Boxer en peligro en el Senado, 60 parece un número razonable. También hay que tener en cuenta los votantes que conectarán los últimos quince días para decidir a quien votar. Con la economía por los suelos lo normal sería que votaran por la oposición.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Pueden ser más de los proyectados porque si incluímos todos los posibles, todos los que son competitivos, es decir, los "lean republican", los "toss up" y los "lean democratic", creo que son más de 100 los escaños susceptibles al cmabio. Así que sí, si dentrod e dos meses los republicanos continúan en un contexto tan favorable podrían romper todos los registros anteriores.

Ayer vi el sodneo más preocupante que he visto hasta ahora para Obama. No era sobre intención de voto. Era uno que decía que una mayoría de votantes de Ohio quiere que vuelva George W. Bush. Y los resultados son de PPP que no es una encuestadora republicana precisamente.

El discurso de anoche sobre Iraq es un intento por elevar la imagen del Presidente y dar a los demócratas algún argumento diferente. Habrá que ver si tiene algún impacto. Ya otra intervención anterior tuvo cierto impacto pero sólo le duró una semana. Al final la atención termina volviendo a la economía, el déficit y el desempleo.

Jordi Coll dijo...

En esta línea, en Ohio, según Rasmussen, Kasich 47% Strickland 39%.

Antxon Garrogerrikabeitia dijo...

Sí, en Gobernadores está arrasando el GOP en las encuestas. Tienen la posibilidad de colocar un Gobernador republicano en todos los grandes estados salvo en NY -si Whitman gana en California y si Scott convence a los de McCollum que le voten en Florida. En Pennsylvania, Michigan e Illinois lo tienen casi ganado. Y tienen muchas posibilidades de ganar en Ohio, Wisconsin, Iowa... prácticamente todos los Gobernadores del Medio Oeste pueden ser republicanos a partir de noviembre, salvo Minnesota tal vez donde Dayton tiene mucho dinero. También parecen bien colocados para recuperar la gobernación en estados como Tennessee, Oklahoma, New Mexico, incluso Oregon. El único borrón es Colorado, donde la candidatura de Tancredo como independiente divide el voto conservador.

De esta nueva generación de posibles Gobernadores republicanos me llama la atención especialmente Scott Walker de Wisconsin.

Kasich es ya un viejo conocido. Se barajó como posible running-mate de Bush en 2000, cuando presidía el Comité de Presupuetso de la Cámara, porque era católico.

Jordi Coll dijo...

Y el que no ha conseguido ser gobernador de ninguna forma, Rossi en Washington, puede acabar de senador. Scott en Florida ya tiene running mate. A Scott deberían hacerle otra foto, asusta un poco en la que utilizan.